Mexicanos al grito de guerra… en redes sociales

Bajo el concepto de “los mexicanos somos bien creativos” nos permitimos, en redes sociales, burlarnos de algo o de alguien, desde personajes públicos, artistas, políticos, y hasta situaciones delicadas que suceden tanto en México, como en otras partes del mundo. Pero la situación cambia cuando la burla está dirigida a nosotros, nos ofendemos, mentamos madres y nos pronunciamos en contra de la persona, institución o incluso país que tuvo el atrevimiento de burlarse de nosotros.

Así entonces, ahora los mexicanos hacemos nuestra “lucha” en redes sociales, pronunciamientos revolucionarios, protestas, preocupaciones, festejos y otras situaciones son las que llenan día con día el contenido que nosotros creamos y consumimos a la vez.

Los memes de “TL” haciendo referencia a la forma de hablar de las comunidades indígenas.

El problema aquí es que no somos ni tantito coherentes, defendemos o atacamos a personas, cosas o situaciones según nuestra conveniencia en el momento, pero no llevamos un registro de eso y cuando la situación cambia, nuestra postura también.

Por ejemplo, como dice el título, usamos el “jajajatl” de forma despectiva para referirnos, hace algunos meses, a lo mexicano o lo indígena, pero ahora (con el “nacionalismo” desatado por Trump y sus constantes ataques a nuestro país) vamos a cambiar la muñeca Barbie por la Muñeca de trapo oaxaqueña, también nos burlamos muchísimo de Blim, pero ahora lo preferimos sobre Netflix, y así crece la lista al minuto.

Lo peor de todo esto es que no estamos ayudando nada a México, creo que sería muy importante informarnos, saber qué estamos favoreciendo y en contra de que estamos y no solo tomar una postura porque es cool o porque vemos que es la postura general de la gente, eso nos convierte en borregos sin una voz u opinión propia.

Yo los quiero invitar a formarse sus propias opiniones, leer, informarse y entonces tomar decisiones con sustento, basadas en fundamentos, decisiones inteligentes.

¿Saben cuántos mexicanos trabajan para todas estas marcas que estamos intentando erradicar? ¿Cuántos productores mexicanos se ven beneficiados por el negocio que estas marcas les traen mes con mes? O ¿Cuáles son los montos de inversión que empresas extranjeras hacen en México?

Así como nosotros hemos sido víctimas del racismo, clasismo y discriminación, lo mismo estamos haciendo ahora con aquellos, a quienes por tener un nombre u origen diferente, acusamos sin motivos o sin conocer en realidad su trasfondo.

Ojo, no estoy diciendo que todas las empresas extranjeras son buenas o malas, a lo que me refiero es que nosotros mismos debemos tener una opinión sobre ellas y sobre nuestro propio consumo.

Usemos las redes sociales de manera responsable, pues se han convertido en un elemento muy importante de nuestra persona, hablan por nosotros y son nuestra carta de presentación ante los demás.