¿A quién no le gusta recibir likes en sus publicaciones de Facebook? ¿O corazones en Instagram? ¿O lo que sea que se da en Twitter?

Saber que a los demás les gusta lo que publicamos es la nueva Fée Verte. Y henny, siempre queremos más. En esta página entendemos la importancia de cuidar el ego. Así que les traemos la Máxima guía para ser furor en las redes sociales: Cuándo, cómo y qué publicar para ser la persona más cool del mundo (o por lo menos poder aparentarlo bien), yaaaaaaas, werk!

Facebook:

Facebook es la red social más importante, obviamente, es la Regina George del umndo cibernético y a pesar de su diseño neutro y estándar también es la más sencilla de personalizar, es sumamente fácil saber quien es alguien a través de su Facebook. Así que asegúrate de desetiquetarte en las fotos que no te guste como sales y… aquí está el secreto para que triunfes: Siendo la red más familiar, lo que tus amigos quieren ver es un reflejo de ti, y estoy hablando de un reflejo bonito no de lo que ves en el espejo a diario. No publiques lo que todos ya están publicando, intentar ser el primero en compartir algo puede ser riesgoso porque si no lo haces bien entonces todo mundo va a pensar que eres menso. Mejor publica cosas tuyas, tus pensamientos y ninguna frase cursi sacada de tumblr, porfa. Escucha, sé que puede sonar difícil pero nadie quiere ver tu cara más de una vez al día, ni siquiera tu mamá, así que mantén las selfies a raya, una al día es más que suficiente. Y si no eres ningún tipo de medio importante como #Homosensual or so, no publiques con demasiada propiedad, se trata de algo familiar, cuida tu ortografía para que sepan que sí fuiste a la primaria.

Los mejores horarios para publicar son: Sábados y Domingos de 12 p.m. a 1 p.m. Los miércoles de 3 p.m. a 4p.m. y Jueves y Viernes de 1 p.m. a 4 p.m.

Twitter:

O como a mí me gusta llamarlo: El rincón donde escribo toda la porquería que no puedo decir en Facebook. Es una plataforma que permite más rapidez en las interacciones y por lo tanto uno lee cosas que no quisiera, pero c’est la vie, dawwwrling!

Se trata de un espacio más joven y más efervescente, así que sólo procura que lo que vacíes ahí tenga contenido y no te la pases posteando cosas como: «Comiendo tacos con mi amor» porque a) En twitter se ve todavía más patético que en Facebook y b) Todo mundo sabe que vas que vuelas para ser el tío solterón.

Los mejores horarios para postear cosas son: De Lunes a Viernes de 12 p.m. a 3 p.m. y además los Miércoles de 5 p.m. a 6 p.m.

Instagram:

Una plataforma creada casi exclusivamente para dispositivos móviles y que permite más libertad creativa y personalización. O como algunos les gusta interpretar esto: Donde pueden subir un montón de selfies. Honestamente muchas personas piensan que exclusivamente para eso sirve Instagram y de alguna manera puede ser cierto pero siempre puedes darle un upgrade con fotos que demuestren tu personalidad además de tu cara en el espejo del gym o de los filtros que puso Snapchat ese día.

Los mejores horarios para publicar son: A cualquier hora de lunes a Jueves con excepción de 3p.m. a 4p.m. porque a esa hora todo mundo está comiendo como si les hiciera mucha falta.

Otras:

Hay otras plataformas que son usadas por la gente que no tiene nada que hacer y aquí les dejo los mejores horarios para publicar en ellas:

LinkedIn (Quién pensaría que la gente publica cosas ahí, ¿correcto?): De Martes a Jueves, de 7:30 a.m. a 8:30 a.m. y de 5:00 p.m. a 6p.m.

Pinterest: De Lunes a Viernes cualquier momento después del mediodía y los Sábados de 8:00p.m. a 11:00 p.m.

Google+: Los miércoles de 11 a.m. a 1 p.m.

Tumblr (Esta es mi tacita de té): De Lunes a Viernes a las 10:00 p.m.

Snapchat: La hora de más tránsito es a las 10:00 p.m.

Y tú ¿qué opinas?