La liga de Fútbol británica ha mostrado el pasado fin de semana su postura en contra de la homofobia, llenando el estadio y sus uniformes de colores.

La liga de Fútbol británica, la Premier League se ha unido a la campañas contra la homofobia “Make Sports Everyone Game” (hagamos del deporte un juego para todos) y Rainbow Laces (Agujetas de colores), que consisten en usar con orgullo el arcoíris para mostrar apoyo y solidaridad con la comunidad LGBT+, así como intentar eliminar la homofobia que se vive diariamente en el mundo del deporte.

Estadio Wembley en Londres. Foto : Getty
Estadio Wembley en Londres. Foto : Getty

Los veinte mejores clubes de esta liga se unieron a la campaña, modificando sus imágenes de perfil en redes sociales agregando el arcoíris a sus imágenes, los jugadores y árbitros utilizaron cordones también de colores y los capitanes utilizaron sus brazaletes multicolor. Inclusive el estadio de Wembley en Londres se iluminó de colores para mostrar una postura firme en contra de la homofobia.

La Premier League ahora forma parte de TeamPride (equipo orgullo), una organización que tiene como misión convertir el deporte en un lugar seguro para todos los jugadores, y es que aún con los diarios avances en materia de derechos LGBT+ en el mundo del deporte (y en el del fútbol en específico) existen muy pocos jugadores fuera del clóset por temor a ser víctimas de ataques por parte de la afición o inclusive de sus compañeros y entrenadores.

La homofobia en el deporte es algo constante. Ejemplos de esto son el grito que la afición Mexicana hace cada vez que se despeja un gol y los abusos que árbitro español Jesús Tomillero sufre por ser gay. Cambiar la manera de pensar de muchos de los seguidores del deporte no es nada fácil pero por algo se debe de comenzar.

Gary Cahill capitan del equipo Chelsea
Gary Cahill capitan del equipo Chelsea

“La campaña Rainbow Laces (Agujetas de colores) complementa el trabajo que los clubes están haciendo para promover la inclusión y la diversidad en sus estadios y en todos los niveles del deporte. Nuestro apoyo a la campaña y la decisión de ser miembros de TeamPride es un reconocimiento más de que la comunidad LGBT es una parte vital e integral de nuestra comunidad”

Declaró Richard Scudamore, presidente de la liga inglesa.

¿Y en las ligas de fútbol latinoamericanas para cuándo? Esperemos que acciones como esta sirva para demostrarle a todas esas personas homofóbicas y seguidoras del fútbol que el deporte es inclusivo y no discrimina.

Y tú ¿qué opinas?