Diferentes organizaciones de derechos humanos han comenzado una campaña para erradicar la terapia de conversión en México.

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos, la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, el Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (Copred), la embajada de Holanda y la Organización Civil Yaaj, han comenzado una campaña para erradicar la terapia de conversión en México

Los métodos utilizados en terapia de conversión son distintos, pues el “método” depende del “campamento“, pero principalmente se basan en la religión y en “rezar que lo gay se vaya”, para que las personas gays dejen de serlo.

“Queremos que sea un delito cualquier práctica que se utilice para fomentar la conversión o la reparación de la homosexualidad, porque daña los derechos humanos“.

Declaró Iván Tagle, Director de la organización YAAJ.
Los centros que realizan estas practicas no están regulados legalmente en México por lo que es   difícil saber cuantos lugares como estos existen y cuantas personas son sometidas a este tipo de “prácticas” en el país.
“Vulneran los derechos porque justamente atacan y contravienen la dignidad de quienes son sometidos a esas prácticas sobre todo porque en general van dirigidas para niñas, niños y adolescentes, quienes son llevados por sus familiares en contra de su voluntad.”
Declaró Miguel Corral, psicólogo de Yaaj.
La falta de comprensión del tema es lo que lleva a las personas a pensar que la homosexualidad es una enfermedad y peor, que puede ser “curada”.

¿Qué opinas?