Mientras las fuerzas del bien y el mal siguen entablando su eterna lucha por el control de la humanidad, el paraíso se convierte en un verdadero infierno cuando se trata de decidir qué ángeles gay bajarán a la Tierra a hacer el bien, y con ello conseguir sus alas.

fallen-angels-1-evangelius-david-cantero copia
Los sensuales Blue, Dark y Sweet

En este contexto surge la historia de tres sexys y ángeles gay, Blue, Sweet y Dark. Al no superar las pruebas para ser elegidos decidirán hacer el bien por cuenta propia y demostrar a todos que son merecedores de sus alas, no sin antes vivir divertidas, erotizantes y grandiosas aventuras. Los ingenuos e inocentes ángeles llegan a la Tierra y descubren… bueno, muchas cosas, pero entre ellas el sexo y lo divertido que es.

Ésta es básicamente la trama del cómic Fallen Angels, escrito por el (sexy y simpático) español Javi Cuho y dibujado por (el guapérrimo y sensual) David Cantero, allá por el año de 2005. Estos dos artistas han colaborado juntos para presentar más de una historia homosensual a manera de cómic, las cuales han gustado a muchos, pues se han traducido a varios idiomas.

Ángeles gay
Ángeles gay

Dentro de la historia podrás encontrar también personajes como Gina, su computarizada amiga al más puro estilo “pokedex”, la cual al parecer tiene un virus en su sistema; Lucy, la hija repudiada de Satanás; Apocalíptico y diversos villanos como Demoncock, a quienes los ángeles más sexys del mundo deberán enfrentar con sus poderes como el celestial Angelic Power o el devastador Holly Apostolic Power.

Fallen Angels es una historia entretenida con ilustraciones a blanco y negro, subida de tono y Cover_prima paginallena de referencias que te aseguro te dejarán con ganas de más. La historia de los  sensuales ángeles está dividida en cinco tomos estilo manga y puedes conseguirla en librerías especializadas o bien, por internet.

Así que si te encanta descubrir nuevas historias, ya puedes ir agregando Fallen Angels a tu lista. En lo personal se las recomiendo mucho ya que además de una historia muy entretenida, las ilustraciones no tienen desperdicio.

Y tú ¿qué opinas?