Javier Marín
Javier Marín

#Homosensuales, alerta roja. Necesito que por favor dejen de hacer lo que estén haciendo, y se me vayan todos corriendo al Palacio de Cultura, en el Centro Histórico de la Ciudad de México, que febrero es el último mes para disfrutar la exposición de uno de los artistas mexicanos más destacados de nuestra generación: Javier Marín.

2016-02-06 18.22.51-1
Suspendidos

Para quienes no sepan de quién les estoy hablando (tache), el galardonado escultor Víctor Javier Marín Gutiérrez se ha dedicado al arte desde 1980, y aunque claro que ha usado materiales clásicos como el barro y el bronce, también ha trabajado con orgánicos. Igualmente se ha aventurado con la pintura, el dibujo, la talavera, la cerámica y la platería; ha sido admirado en América, Europa y Asia; y se le han encomendado piezas desde históricas y religiosas para espacios públicos, hasta ambientales para espacios educativos e íntimas para colecciones privadas.

Muchas veces trabajaba con el color y con el dibujo desde los primeros momentos del modelado, sobreponiendo capas. Esto al final me garantizaba una especie de aportación inesperada al salir del horno. Descubro el accidente.

Non mi dir, bell dol mio
Non mi dir, bell dol mio

La exhibición de este guapo artista visual (y orgullo michoacano), TERRA: La materia como idea, es una gran oportunidad para quienes gozamos de las artes plásticas tridimensional, cortesía del Banco Nacional de México, Fomento Cultural Banamex y la Fundación Javier Marín y Terreno Baldío. OJO: ni las piezas ni el autor son (que yo sepa) homosensuales. No obstante, todos podemos disfrutar de ella sin importar si somos sexualmente diversos o no, ya que además de desnudos femeninos y masculinos, hay animales, vasijas, bustos, y sobre todo, mucha pasión.

Es cierto que el material y la técnica non-finita (no acabada intencionalmente) de Javier son excepcionales. Sin embargo, su expresión artística, creatividad, originalidad, profundidad, texturas, tamaño, y estética nos sirven para interpretar conceptos que han transformado su vida. Las exageradas poses y expresiones de sus piezas nos manifiestan los sentimientos humanos más puros y universales, provocando abrumadoras reacciones en sus espectadores.

Al trabajar el barro aparece la necesidad de cortar las piezas por razones de espacio. El corte complementó mi trabajo con un gesto expresivo que se volvió indispensable no sólo como solución técnica, sino como una necesidad de comunicar la idea de desmantelamiento de la forma, de su deconstrucción.

Palacio de Cultura
Palacio de Cultura

Su concepto, la materia como evidencia de la idea, nos obliga a pensar en el proceso (los pasos para la concepción y realización de sus piezas), un aspecto que se puede desplazar a muchas actividades y decisiones en la vida de todos nosotros. La colección incluye más de noventa piezas de arte contemporáneo, y gira alrededor de cinco referentes conceptuales: El accidente y la decostrucción de las formas, La intervención como gesto de la libertad, La intervención como cambio de destino, La transgresión y El trabajo colectivo de diferentes voluntades. Disfrútenla.

Francisco I. Madero 17, Centro Histórico. De lunes a domingo, de 10 a 19 horas, entrada libre.

Nota: para más fotos originales, dense una vuelta por mi perfil de Instagram.

Y tú ¿qué opinas?